Inicio > Trabajos del CESE > Trabajos publicados > Balance de aplicaci贸n de los mecanismos que promueven la igualdad profesional entre hombres y mujeres
Balance de aplicaci贸n de los mecanismos que promueven la igualdad profesional entre hombres y mujeres

Balance de aplicaci贸n de los mecanismos que promueven la igualdad profesional entre hombres y mujeres

Tipo de texto : Estudio
Tipo de consulta : Autoconsulta
Tramitada por : Delegaci贸n para los derechos de las mujeres y la igualdad

Ponente :

Sylvie BRUNET
Grupo de personalidades cualificadas
Maryse DUMAS
Grupo de la CGT
Emitido el : 28/02/2012 | Representaci贸n : 2010-2015

Desde hace más de cincuenta años, el principio de igualdad de trato entre mujeres y hombres está consagrado en el derecho internacional y europeo. A nivel nacional, éste está consagrado en la Constitución y et 9 leyes han hecho de la igualdad profesional y salarial un tema vital de la negociación colectiva.
La evaluación realizada por la Delegación muestra algunos avances y puntos especialmente complicados. Estas resistencias se deben a incoherencias de las políticas públicas (tales como el fomento del trabajo a tiempo parcial perjudicial para las mujeres), a una falta de implicación por parte de los interlocutores sociales aunque también a numerosas trabas sociales y culturales que contribuyen a perpetuar las desigualdades entre los sexos en el mundo laboral.
El estudio evidencia los lentos avances de la negociación colectiva relacionados principalmente con la ausencia de diagnóstico: casi 30 años después de su instauración por ley, más de la mitad de las empresas siguen sin realizar el Informe de situación comparada (RSC). Sólo el 13% de los convenios sectoriales y el 9% de los convenios de empresa firmados en 2010 contemplan la igualdad profesional fijándose como objetivos: el carácter mixto de los puestos de trabajo y de la selección de personal, la feminización de los cargos ejecutivos, la conciliación de la vida familiar o la reducción de las diferencias salariales.
El estudio se centra en las causas conjugadas de la desigualdad en el trato a mujeres y hombres: los estereotipos sexistas a través de la publicidad, de los medios de comunicación o de los libros de texto influyen en las opciones profesionales de las chicas y contribuyen a la persistente sectorización de las áreas de actividad y de los oficios. Las más cualificadas están infrarrepresentadas en los órganos de decisión (14% de administradoras en las 500 mayores sociedades francesas, 21% en los empleos de dirección de la Función Pública de Estado), las menos cualificadas padecen las discriminaciones: trabajo a tiempo parcial (feminizado en un 82%) subempleo y bajos salarios. Por otra parte, el desigual reparto de las cargas familiares supone un freno en la carrera profesional de las madres. Todas estas causas contribuyen a mantener una diferencia salarial entre mujeres y hombres: Del 19% para los trabajadores a jornada completa y del 23% para los ejecutivos.